Existe una amplia variedad de tratamientos más o menos útiles para tratar las estrías. Uno de los más novedosos es el dermaroller, sobre el que te voy a hablar de forma detallada en este artículo.

¿Qué es y en qué consiste? ¿Es verdaderamente efectivo para eliminar las estrías? ¿Sirve para todo tipo de estrías? ¿Cómo se utiliza? Si te preocupan estas líneas en tu piel y quieres eliminarlas, esto te interesa.

¿Qué es el Dermaroller y cómo funciona?

También conocido como terapia de inducción de colágeno o dermarolling, consiste en un tratamiento comúnmente usado para el cuidado de la piel que puede utilizarse cómodamente en casa.

Se trata de una herramienta en cuyo extremo nos encontramos una especie de rodillo que tiene varias filas de agujas de pequeñísimo tamaño -de entre 0,1 a 0,5 mm-.

Estas agujas tienen la función de perforar la epidermis y crear una serie de lesiones diminutas, apenas visibles a simple vista.

Descubre: Cómo evitar las estrías en el embarazo

Este tipo de lesiones controladas que se producen de forma muy superficial originan un sangrado leve, lo que desencadena una respuesta en el organismo en forma de curación.

Se genera y libera una serie de sustancias que estimulan el crecimiento celular, se forman nuevos vasos sanguíneos, y finalmente se comienza a producir una mayor cantidad de colágeno -esencial para conseguir una piel más tersa-, además de nueva elastina -importantísima para mejorar la elasticidad natural-.

Y tiene otro beneficio: es una excelente forma de conseguir que los productos de cuidado de la piel penetren y lleguen más profundamente.

El resultado es más que evidente: se consigue una epidermis más uniforme, suave y gruesa. Esto lo convierte en un gran candidato para reducir las arrugas y las líneas finas de expresión, rejuvenecer la piel y, por supuesto, minimizar el aspecto de las estrías.

No te pierdas: Cómo eliminar las estrías

Pero no todos los Dermaroller son iguales ni trabajan igual. Todo dependerá del tamaño de las agujas. Las más grandes -de al menos 0,5 mm- son las que conseguirán estimular la cicatrización, y son las que pueden acabar siendo particularmente interesantes para tratar las estrías.

Puede que lo de las agujas atravesando tu piel te haya sonado aterrador, pero lo cierto es que es considerado un procedimiento mínimamente doloroso -aunque algo molesto- e invasivo, que apenas requiere ningún período de inactividad.

Aunque el proceso de recuperación dependerá directamente de la longitud de las agujas, cuanto más largas sean, más profundas serán las heridas, por lo que el tiempo de recuperación será mayor.

Eso sí, ten en cuenta que este tratamiento no elimina las estrías de forma completa, dado que son cicatrices, y en muchas ocasiones, no pueden desaparecer del todo. No obstante, sí es posible al menos disminuir su apariencia al máximo, para que pasen ligeramente desapercibidas.

Lee también: Estrías en la espalda: cómo se forman y tratamiento

dermaroller estrias

¿Es el Dermaroller eficaz para tratar las estrías?

Debemos recordar que las estrías son desgarros que se produce en el tejido de la dermis cuando se estira mucho más allá de lo que permiten sus límites de tensión. De ahí que se manifieste como una arruga de forma lineal, con una apariencia rojiza debajo de la piel.

Lee también: Estrías blancas y rojas: diferencias y cómo eliminarlas

Como hemos visto, puede ser un tratamiento ciertamente útil para la disminución de estas cicatrices, gracias a que mejora la textura de la piel, estimula la producción de nuevo colágeno, y aumenta el grosor de la piel.

También mejora la absorción de otros cosméticos, por lo que después de su utilización es posible aplicar un producto antiestrías, de tal forma que sus efectos serían todavía más completos.

¿Qué hay de los resultados? Si bien es cierto que las cicatrices no desaparecerán por completo, su apariencia es menos notable.

Pero para que el dermarolling sea verdaderamente efectivo, tendrás que utilizar un dispositivo que tenga agujas cuya longitud alcance 1-2 mm, aunque los expertos son claros: en casa se deben evitar los dermaroller que contengan agujas de 2 mm de tamaño.

Esto quiere decir que tendrás que realizar el tratamiento en la consulta de un especialista.

Lee también: Embarazo: ¿cuál es la mejor crema antiestrías?

¿Cómo se utiliza y desinfecta?

Puede que pienses que no tiene ningún misterio. Después de todo, solo hay que pasar el dispositivo sobre el área de la piel que desees tratar; pero realmente es algo más complicado que esto, y si no lo utilizas correctamente, puede generar daños.

Es de suma importancia usar el dermaroller con precaución, cumpliendo además con una serie de reglas de higiene bastante estrictas, puesto que el riesgo de infección suele ser bastante elevado.

Se aconseja desinfectarlo antes y después de su uso poniéndolo en remojo en alcohol isopropílico al 70%, durante 5 a 15 minutos aproximadamente. Y es fundamental leer atentamente a las instrucciones del fabricante antes de manipularlo.

Además, antes de usarlo es imprescindible limpiar la piel adecuadamente con la ayuda de un limpiador suave, y desinfectarla también con alcohol.

Puedes ponerte una crema anestésica previamente si tu tolerancia al dolor es baja, aunque por lo general, el dermarolling no se considera un procedimiento que origine dolor o molestias profundas.

dermaroller piel estrias

Descubre además: Estrías en el pecho: cómo acabar con ellas

A continuación, debes aplicar el rodillo sobre las áreas de la piel donde desees reducir las estrías. Para facilitar el trabajo, puedes dividir la zona en varias secciones.

Dependiendo de tu tolerancia y sensibilidad, es recomendable girar el dispositivo en una misma dirección 7-8 veces, levantando el rodillo después de cada pasada para reducir el riesgo de que se produzcan daños mayores. Y después cambia de dirección hasta que hayas cubierto toda la sección de piel.

Así, al final deberías haber rodado cada área entre 12 a 16 veces, entre 6 y 8 con rodaduras horizontales, y entre 6 y 8 veces con rodaduras verticales.

Una vez concluido, aclara la zona únicamente con agua. Después debes limpiar el dermaroller poniéndolo en un recipiente de plástico con una mezcla de agua y jabón de lavavajillas.

Esto ayudará a disolver las diferentes proteínas que se encuentran tanto en la piel como en la sangre, y que han podido quedarse en las agujas del rodillo.

Una vez limpio, es fundamental desinfectar el dermaroller. Para ello, déjalo en remojo en alcohol durante al menos 10 minutos.

Te interesará: Rosa Mosqueta para las estrias ¿Funciona?

¿Con qué frecuencia hay que utilizarlo para eliminar las estrías?

La frecuencia dependerá del tamaño de las agujas, puesto que el proceso de regeneración es mayor cuanto mayor sea su longitud. Si son de 0,5 mm es posible utilizarlo un máximo de 3 veces por semana.

En caso de que la longitud alcance 1 mm, se debe utilizar cada 10 o 14 días. Si se trata de agujas de 1,5 mm, el uso se debe espaciar a una vez cada 3 o 4 semanas como mucho.

Mientras que si llegan a los 2 mm, entonces lo más recomendable es utilizarlo cada 6 semanas, aunque esta última opción no está recomendada para su uso en casa, por los evidentes riesgos que puede conllevar.

Descubre también: Los mejores aceites para tratar las estrías

¿Se puede usar algún cosmético después del Dermaroller?

Sí, de hecho es muy recomendable para conseguir los mejores resultados, pues la acción de las agujas preparan la piel para que reciba mejor cualquier otro producto, de tal forma que consigue que se absorba mucho mejor, y que penetre más profundamente.

Se ha comprobado que el dermaroller ayuda a aumentar la absorción de los productos cosméticos hasta en un 3000 por ciento, por lo que lo más conveniente es optar por alguna crema que contenga ingredientes activos de reconocida acción antiestrías.

La combinación de ambos tratamientos puede acelerar el proceso de cicatrización natural de la piel, de tal forma que los beneficios que se obtienen son todavía más notables.

Una opción útil es escoger una crema que promueva la síntesis de colágeno, que active la renovación celular, y que hidrate intensamente.

Lee también: La mejor crema antiestrías

Su aplicación es muy sencilla: simplemente debes aplicar una pequeña cantidad de producto en el área de la piel tratada, mediante suaves masajes hasta su completa absorción.

Espero que te haya quedado claro que el Dermaroller es una herramienta más que tenemos a nuestra disposición para hacer frente a las estrías, aunque si las agujas es algo que te frena, siempre puedes ir a lo seguro con una crema antiestrías.